jueves, 6 de mayo de 2010

SEIS FORMAS DE ESCRITURA. Mtro. Adolfo Napoleón Flores Mtz.


"Somos lo que hacemos repetidamente. 
La excelencia, entonces, no es un acto.
Es un hábito." 
Aristóteles

COMENTARIO, INFORME, RELATORÍA,
ARTÍCULO, ENSAYO Y PONENCIA

En las actividades académicas escolares es común solicitar a los alumnos comentarios, informes, relatorías, artículos, ensayos o ponencias, tanto para guiar didácticamente las sesiones de trabajo, como para asignar calificaciones. En atención al interés práctico de estudiantes por tener cierta claridad sobre lo que se les encomienda, es conviene acordar algunas características y condiciones para este tipo de trabajos académicos.
Estos temas se abordan con el fin de precisar las características, más relevantes y comunes, de las distintas formas de escritura que han incursionado en el ámbito del trabajo académico. No se pretende teorizar sobre la materia; se quiere más bien presentar una síntesis de lo que han dicho algunos autores, en aras de coadyuvar con alguna claridad sobre la identidad de estos estilos. Es posible que las características expuestas difieran parcialmente con las que maneja cada maestro en su asignatura, sin embargo, se espera que este trabajo sea de utilidad práctica.

EL COMENTARIO
Un comentario no es un resumen ni una síntesis, aún cuando en él se hace una selección de las ideas más importantes del texto original, y luego, una interpretación y valoración del mismo. Un comentario es un texto selectivo y valorativo que sirve como medio excelente para ejercitar la capacidad crítica de quienes estudian un tema. El comentario supone, una lectura muy rigurosa del texto comentado, pero no con el único propósito de comprimir su contenido, sino para destacar las ideas más importantes, a juicio del comentarista, y luego someterlas a un análisis crítico.
El comentario va más allá del texto comentado; una condición básica es que debe estar referido a los enunciados del texto. Un buen comentarista hace alusión a lo que el texto comentado dice, por esta razón el resumen es una condición esencial para escribir un buen comentario; un buen trabajo de resumen ayuda a escuchar los planteamientos que en él hace su autor para luego manifestar una opinión propia sobre lo que el autor dice.
El comentario es un diálogo entre el lector y el autor a través del texto; en este diálogo silencioso el lector interroga al texto, lo cuestiona, lo aplaude, lo pone en duda, lo glosa, le agrega su propia escritura; el comentario es, en suma, un texto que surge como resultado de la conversación entre lector y texto, en un contexto determinado. Por ello, cuando se comenta un texto:
• Se le interroga, lanzándole preguntas y dudas, señalando discrepancias o acuerdos.
• Se llama la atención sobre algunas ideas, por su novedad, su interés, su utilidad, su pertinencia., su actualidad, lo discutible, etc.
• Se lanzan juicios de valor sobre lo que se lee en él.
• Se establecen relaciones entre el texto comentado y otros textos.
• Se critica la organización conceptual del texto o se ponen en discusión tanto su estructura conceptual como la argumentativa.
• Se ponen en evidencia posibles inconsistencias.
• Se expresa la relación de su contenido con nuestra propia experiencia.

EL INFORME O REPORTE DE INVESTIGACIÓN
En el campo de la producción escrita, el informe puede ser el resultado de una experiencia de muy distinta índole. Al concluirse una investigación, el investigador debe presentar sus resultados de una forma que puedan ser usados por otros. Existen dos formas básicas de presentar los resultados, en: a) el contexto académico, los resultados se preparan para ser presentados a profesores, investigadores y/o alumnos de instituciones educativas; esta forma es la que caracteriza a las tesis de grado, publicaciones científicas, etc. B) el contexto no académico, los resultados se preparan para ser presentados a un público general, menos interesados en los detalles de la investigación, con fines prácticos y a veces comerciales.
El informe o reporte de investigación, es un documento que contiene avances o conclusiones de un trabajo sistemático, metódico y riguroso que presenta su autor. Las características formales que regularmente contiene un informe son: la presentación por escrito de información sobre la investigación; la exposición de fundamentos teóricos o datos empíricos sobre el objeto de investigación abordado; el mostrar de manera consistente una explicación amplia sobre lo investigado; el cumplimiento con un estilo de redacción formal o técnico, según sea el ámbito de conocimiento. La elaboración de un documento, resultado de una investigación, generalmente abarca los siguientes puntos:
1. Determinación del problema de investigación.
2. Planeación de la metodología en que se apoyó el proceso de investigación.
3. Descripción de las técnicas de recopilación, procesamiento, modelos de análisis e interpretación de datos.
4. Ordenamiento lógico del material.
5. Presentación adecuada de conceptos, supuestos, categorías y/o variables con el fin de conocer las condiciones en que se hizo el análisis de los supuestos o la contrastación de las hipótesis de trabajo.
6. Descripción de los datos obtenidos y análisis crítico a partir de dichos datos.
7. Determinación de las conclusiones.
Existen un conjunto de reglas, estilos y convencionalismos para la presentación de este tipo de documentos; la estructura formal de presentación es la siguiente:
1. Portada
a) Título
b) Autor(es)
c) Filiación institucional
2. Resumen o abstract. Breve descripción de:
a) El problema abordado
b) La estrategia de trabajo empleada
3. Introducción. Consideraciones básicas:
a) Problema estudiado o analizado
b) Objetivo(s)
c) Método empleado
d) Límites y alcances
e) Descripción de la estructura del trabajo
4. Estructura del trabajo
a) Construcción del problema
b) Fundamentos teóricos
c) Preguntas de investigación y supuestos de trabajo
d) Objetivos de la investigación
e) Instrumentos y procedimientos
f) Técnicas de análisis e interpretación
5. Exposición del estudio realizado
6. Conclusiones y Recomendaciones:
a) Conclusiones relacionadas de la derivación del supuesto de estudio.
b) Recomendaciones al margen de la investigación.
7. Anexos
8. Fuentes de Consulta
Se deben tomar en cuenta que la portada no tiene numeración, pero el resto de las páginas deben ir numeradas; y en el caso de los avances, los autores deben señalar con claridad los momentos y las condiciones en que se encuentra la investigación. La redacción del informe se debe realizar sobre la base de un estilo adecuado al tema y considerando al lector destinatario.

LA RELATORIA
Es un escrito utilizado en las actividades académicas para expresar el dominio de un tema correspondiente a un documento de estudio, de un autor o de una obra. Su elaboración es resultado de la lectura de un texto, porque se requiere determinar todo lo que se considera citable, debido a la forma como impactaron las ideas. En esta forma de escritura tenemos la oportunidad de expresar, con que saberes y actitudes nos acercamos al autor; acaso por obligación, por curiosidad, etc., es decir, que proceso se siguió para lograr este acercamiento. Una relatoría se identifica, porque:
• No es un resumen, ni la simple unión de frases tomadas directamente del texto leído; es una construcción desde la apropiación de la temática.
• Requiere de constante retroalimentación.
• Hace posible el abordaje de uno o más textos de diferente autor.
• Da la oportunidad de manifestar las transformaciones que los escritos operaron en nuestra actitud; siempre que se lee, algo tiene que haberse modificado en la forma de pensar, en la actitud y el desarrollo del individuo.
La elaboración de una relatoría, requiere de Identificar:
a) La tesis: Entendida como aquello que el autor plantea o defiende; es una postura o un compromiso asumido por el autor del texto frente al tema por él abordado. No puede ser confundida ni con el tema (sobre lo que escribe), ni son un resumen global del texto. Es la identificación de las nociones (son ideas), conceptos (necesitan una forma más elaborada de expresión) y categorías (es una forma clasificatoria de un elemento).
b) El desarrollo de la argumentación: Es dar las razones que el autor utiliza para sustentar la tesis que propone y analizar la manera cómo las organiza.
c) Las nociones y categorías centrales del texto: Ningún título es escrito al azar; los títulos y los subtítulos ayudan a establecer un diálogo entre el lector y el autor y viceversa. En la reconceptualización es posible elaborar mapas conceptuales.
d) Las conclusiones que propone el texto: Son el resultado de la reflexión del autor desde la tesis por él propuesta: inquietudes, problemas, preguntas, soluciones o conclusiones.

EL ARTÍCULO
Podemos considerar al artículo como un género determinado convencionalmente, específico y con características propias. Por su naturaleza, ofrece libertades al autor para manejar la forma y la presentación del contenido. Se considera que su relativa libertad para exponer ideas, se traduce en un producto escrito sin demasiadas complicaciones. Suele ser un texto que presenta valoraciones o explicaciones sobre hechos, temas o ideas de actualidad que le interesan desarrollar al autor. Por su flexibilidad y libertad para desarrollar temáticas de muy variada naturaleza son empleados en muchos ámbitos, el científico, académico, periodístico, literario, etc.
En el artículo, se antepone la convicción del autor y es un comentario interpretativo, donde se analiza y valora, diagnóstica y pronostica sobre un tema. Es uno de los productos escritos que más se utiliza para divulgar y difundir conocimientos; se publican en periódicos, semanarios y revistas especializadas, o como partes integrantes de libros. Cabe señalar que un artículo tiene un estilo libre en la producción y presentación de su contenido; ya que en él las normas o reglas son ponderadas por el tipo de escrito o el estilo determinado por el articulista. No obstante esto, a continuación se propone un conjunto de recomendaciones que pueden servir como orientación para quien, por primera vez, necesite redactar un escrito de esta índole:
• Trata un solo tema. El autor trata de agotar en lo posible el eje temático sobre el que escribe.
• Opinión argumentada. El autor debe mostrar una competencia en el discurso, el manejo de la información y las maneras en que aborda el tema de su interés.
• Informativo y persuasivo. El autor busca describir con suficiencia el tema que le ocupa, para con ello convencer de sus argumentos a partir de los datos manejados.
Para su elaboración, se recomienda la siguiente estructura:
• Planteamiento. Presentación del tema y aquellos datos indispensables para la comprensión del texto.
• Argumentación. Desarrollo de la tesis principal, sus hipótesis o supuestos de trabajo y los argumentos que las sostienen. Recordar que los artículos pueden cuestionar, proponer, sugerir, establecer o analizar desde una postura teórica o paradigmática que el autor asume.
• Cierre. Conclusión donde se sintetice la fundamentación y se llegue a una conclusión.
El artículo podrá ser de una extensión variable de acuerdo a los criterios editoriales de la publicación donde el autor quiere que aparezca. Las referencias bibliográficas, se presentarán de acuerdo con los criterios marcados por la misma publicación. La redacción de los artículos deberá ser clara y habrán de considerarse las características del público lector potencial. Se podrá incluir al inicio del escrito un resumen del trabajo, donde se especifiquen los objetivos y temas centrales. El autor podrá incluir datos sobre él y la institución de adscripción, así como sus líneas de trabajo.

EL ENSAYO
Un ensayo es una mezcla entre el arte y la ciencia; es decir, tiene un elemento creativo-literario y otro lógico de manejo de ideas. Es por esto que algunos autores califican al ensayo como una especie de híbrido; y es ahí donde radica su potencia y a la vez una cierta dificultad. Para unos es un campo propio de la creación literaria y para otros es la expresión más clara del informe científico de la moderna revista especializada.
Pero más allá de complicadas definiciones, el ensayo es un tipo de prosa que brevemente analiza, interpreta o evalúa un tema; es un escrito de extensión variada, sin las pretensiones ni la extensión que requiere un tratado completo sobre una materia. Es un producto de reflexión personal, ingeniosa y parcial. Todo tema puede ser tratado en el ensayo; las inquietudes pretéritas, actuales o futuras sobre algún tema. El ensayo es una construcción abierta que se caracteriza porque se apoya en el punto de vista de quien escribe; por lo que implica la responsabilidad de exponer las ideas y opiniones propias respaldadas con la firma personal del autor. Algunas características generales del ensayo, son:
a) Al escribir un ensayo el autor expone su opinión sobre el tema tratado y está en libertad de criticar las opiniones de otros autores con respecto al mismo.
b) Es un escrito claro y suficientemente argumentado.
c) Puede tener un carácter preliminar o introductorio a un trabajo mayor como pudiera ser una investigación en curso.
d) Motiva el análisis o la discusión del trabajo intelectual y la generación de ideas que den pautas para su mayor desarrollo.
Al escribir un ensayo, el autor puede exponer su propia opinión sobre el tema tratado, con la entera libertad de decir si se está a favor o en contra de él; cuando el autor tiene en sus manos la posibilidad de establecer una reflexión de este tipo, en términos académicos, tiene que cubrir ciertas exigencias:
a) Sustentar la validez de sus opiniones con la confrontación de la opinión de otros autores.
b) Sea cual sea el punto de vista que se tenga sobre el tema, siempre será conveniente establecer una discusión profunda, por lo tanto, la consulta de textos disciplinarios o temáticos, será un recurso obligado.
c) El ensayo siempre dejará la discusión abierta que pueda permitir la construcción del conocimiento a partir del debate de las ideas.
d) Al tratarse de una búsqueda constante de aspectos originales y poco estudiados; el ensayo requiere de capacidad de análisis y crítica de elementos nuevos que inicialmente pasaban inadvertidos.
e) El ensayista debe estar consciente de que sus juicios son provisionales y relativos, pues éstos, generalmente, son portadores de puntos de vista personales.

DIFERENCIAS ENTRE ARTÍCULO Y ENSAYO
ARTÍCULO

Suele ser específico, analítico y descriptivo
Suele ser disciplinario
Suele ser mas referenciado a la experiencia
concreta del autor.
Busca responder a
interrogantes específicas
Busca responder desde los
centros disciplinarios
Su extensión suele ser menor
ENSAYO
Suele ser genérico y más teórico
Suele ser más interdisciplinario
Suele ser más contextual y
generador de hipótesis
Busca generar
interrogantes que promuevan
discusión y análisis
Busca provocar desde las
fronteras disciplinarias.
Su extensión puede llegar a ser
un libro de 400 hojas o más

LA PONENCIA
La ponencia es un trabajo escrito de carácter científico y persuasivo, que se presenta ante un auditorio para ser debatido y juzgado. La ponencia exige un orden riguroso en los planteamientos, cada párrafo debe desarrollar una idea diferente pero articulada lógicamente con las precedentes y las siguientes; las ideas deben ser novedosas y deben tener peso y fondo académico y el clima debe ser desapasionado y objetivo.
La estructura general de la ponencia consta de:
a) Título.
b) Introducción.
c) Formulación de la tesis o del punto de vista.
d) Enunciado del problema o del tema.
e) Definiciones de términos, objetivos, variables, etc.
f) Desarrollo del tema o solución del problema.
g) Presentación de los resultados o productos.
h) Conclusión.
i) Fuentes y anexos.
Existen algunos criterios generales que permiten una adecuada presentación de una ponencia, veamos:
1. La ponencia debe ser concreta y precisa.
2. Las expresiones que se usen deben ser propias (y no frases de cajón)
3. El tema central debe ser abordado con suficiente profundidad
4. El título debe comprender el tema que se desarrolla en el escrito.
5. La introducción define la proposición a probar.
6. El desarrollo de los argumentos debe ser suficiente para convencer a la audiencia de la validez de la alternativa propuesta.
7. La proposición principal es apoyada por ideas secundarias.
8. El problema, conflicto o desacuerdo planteado, debe ser claro.
9. El cambio que intenta producir la ponencia es significativo.
10. Los argumentos apelan a la razón antes que a los sentimientos.
11. La conclusión es un verdadero cierre de la discusión frente a la proposición probada.
12. Debe utilizar un nivel lingüístico acorde con el nivel académico en que se desarrolla.
13. Las citas de autores deben enunciarse en el texto y después deben aparecer en las Fuentes o Bibliografía.

"La escritura no es producto de la magia, sino de la perseverancia."
Richard North Patterson